Último round en Sanhattan: Exsocios de Primus Capital funan negocio de Raimundo “Paila” Valenzuela

Último round en Sanhattan: Exsocios de Primus Capital funan negocio de Raimundo “Paila” Valenzuela

Por: Canal Cero | 15.09.2023
Otra querella más se suma a la lista de recursos interpuestos entre el exdirector de Blanco y Negro, Raimundo “Paila” Valenzuela, y los exejecutivos de Primus Capital, Ignacio Amenábar y Francisco Coeymans. Estos últimos acaban de acusarlo de administración desleal y uso de información privilegiada.

Después de varios round, la pelea entre los exsocios del mayor factoring no bancario del mercado, Primus Capital, completa un nuevo asalto en un combate que analistas describen, al más puro estilo de Don King, como “el mayor crimen financiero desde el fraude de La Polar”. Sanhattan está expectante.

Raimundo “Paila” Valenzuela, socio mayoritario de Primus y reconocido especulador bursátil, respondió que se trataba de “uno de los escándalos financieros y corporativos más graves de nuestro país ocurrido durante los últimos años”, intentando clavar un gancho al mentón de sus excompañeros de negocios: Ignacio Amenábar y Francisco Coeymans.

Valenzuela los acusó de elaborar un sofisticado "esquema defraudatorio", a través de cheques falsificados por un total de 10 millones de dólares, detectados tras una auditoría cuyos antecedentes fueron remitidos por la empresa a la Comisión para el Mercado Financiero, a fines de abril de este año.

[caption id="attachment_266844" align="aligncenter" width="800"] Foto "Sanhattan": Wikipedia.[/caption]

Coeymans y Amenábar, accionistas minoritarios con cargos ejecutivos en la compañía, decidieron  entonces autodespedirse, presentando una demanda laboral y luego una querella por prevaricación contra el abogado de la compañía, Patricio Cárdenas, aduciendo que las operaciones habían sido autorizadas por el director de la empresa, Eduardo Guerrero.

Varias querellas cruzadas terminaron por revelar una trama digna de netflix, con acusaciones de espionaje, proxenetismo, empresas creadas en un día, pagarés firmados con tinta borrable y la filtración de un video de Valenzuela bailando a torso desnudo, en el cuarto aniversario de Primus, celebrado en Casa Gris en 2018.

“El público es tuyo”, le gritó un animador al exdirector de Parque Arauco, Blanco y Negro y Endesa Chile.

Ahora la mano viene de vuelta y son los exejecutivos, representantes de Inversiones ACM SpA y accionistas minoritarios de la compañía, quienes entablaron una querella en contra de Valenzuela por administración desleal, desclasificando algunos negocios de quien  se hiciera conocido por destapar el famoso caso Cascadas.

La acción judicial fue acogida ayer por el Cuarto Juzgado de Garantía de Santiago.

Compraventa de vino

La principal acusación que aparece en la querella es que Raimundo “Paila” Valenzuela, en su calidad de presidente de Primus Capital, realizó acciones de perjuicio patrimonial en contra de la compañía, beneficiándose a través de una empresa personal: RR WINE, la mayor exportadora de vino a granel de Chile.

Esto se habría concretado debido a la celebración de contratos de compraventa de vino, con precios inferiores a los del mercado, entre la empresa Urcelay y RR WINE, donde esta última se comprometía a reintegrar a Primus Capital un dinero estimado en 600 millones de pesos, cosa que finalmente nunca aconteció.

“De esta manera, el querellado a través de su sociedad RR WINE, se hizo con dinero que correspondía únicamente a Primus Capital y sus accionistas”, explica el libelo, asegurando que Valenzuela aprovechó su interés en el negocio del vino, para solicitar referencias sobre las empresas vitivinícolas deudoras del factoring. O sea, información privilegiada sobre empresas de su misma industria, usada deliberadamente en “decisiones concretas y fríamente calculadas” que tuvieron un “impacto importante en el mercado vitivinícola”.

Esto le permitió, según el documento, “adoptar diversas estrategias comerciales respecto a RR WINE para posicionarse de mejor manera frente al mercado, haciendo uso de esta información privilegiada a la que tenía acceso en su calidad de presidente del directorio de Primus”.

La querella también detalla la paralización de un juicio civil que perseguía el cobro de dos pagarés por 338 millones a la empresa Innovaciones Forestales SpA. Pero, debido a sus “intereses personales en la industria del vino”, decidió unilateralmente paralizar la causa “sin recibir ningún peso en contraprestación para Primus”.

La decisión “se justificaba atendiendo que aquel litigio lo estaba afectando en los negocios relacionados con los negocios vitivinícolas”, dice el documento judicial, debido a que Innovaciones Forestales habría difundido que RR WINE estaba “experimentando problemas medioambientales”, producto de fiscalizaciones y procesos sancionatorios ejecutados entre los años 2014 y 2018.

No cobrar los pagarés, asegura la querella, estuvo completamente ajeno a los intereses de Primus Capital. Y también de sus socios minoritarios, Ignacio Amenábar y Francisco Coeymans.

La pelea en Sanhattan aún no termina.

[Te puede interesar] “Estos señores son intocables”: Denuncian a senador Galilea por apertura de camino tomado por su empresa

[Te puede interesar] Epistolario del infierno: Nieves Ayress o la reconstrucción después de la barbarie